sábado, 24 de abril de 2010

la noche de la mar



**La imagen es luparia

la mar, de la que soy
cada vez, más íntimo amigo
M.de Unamuno

En las noches quedas te escucho murmurar en la lejanía, mar profunda, en tu soledad llena de peces y de sombra. Sé que aguardas junto a la costa viendo pasar sin tiempo la vida, pues tú materia no está hecha de relojes que tiemblan. A veces sueño despierto tus dedos de espuma, esos que dejan huérfanas caracolas en la larga cuna de la playa, y me abrazan llevándome en su seno. Es entonces que todo el azul de la noche gira y las estrellas son sólo lejanas luces distantes que te miran, y asolas, allí en lo alto del techo silente, se acerca por el oriente la luna que es barco a tú espejo a mirarse. Hecho de nada acaricio la sábana como si fueras tú y el tacto enredado en los pliegues se desarma en anhelos por tenerte -y que tú entero me contengas-. Los dígitos fríos de la mesilla señalan esa distancia que nos separa y al darme la vuelta me quedo dormido pensando en la marea baja que me arrastra hacía ti, donde ya somos uno por fin.

Por el lobo que camina.

Safe Creative #0908074208066

10 comentarios:

  1. Siempre me maravillas con cada trozo de tus letras....es simplemente bello...que otra cosa puedo decirte...
    Espero que llegar a un mar que me brinde tantas experiencias como las que describes..
    Un abrazo y huellas en tu arena

    ResponderEliminar
  2. Todo llega Lorena, la mar existe.
    Aullidos de agradecimiento siempre amable.

    ResponderEliminar
  3. Me gusta la imagen de ese tiempo que es distancia y esa sensación de soñar despierto para dormirse en el sueño mismo.La mar,la mar...precioso.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. la mar, la mar, siempre y en todo la mar, en tí en mí en nosotros.
    Aullidos con r

    ResponderEliminar
  5. Hay veces en que nos sentimos así... hechos de nada, como etéreos...

    Un beso enorme Lobo

    ResponderEliminar
  6. Quizá seamos eso: etereamente nada.

    tu comentario me ha recordado la historia del rey transparente, ¿La conoces?
    Aullidos y besos

    ResponderEliminar
  7. Estas letras tuyas me arrastran allá... a donde quiero estar...al lado de mi mar.
    Te dejo muchos saludos berlineses.

    ResponderEliminar
  8. gracias Mar y sol de las germanias, la mar siempre está contigo...

    Aullidos esteparios desde el paraiso.

    ResponderEliminar
  9. En la noche el mar en su murmurar…canta melodías a la luna….a las estrellas…a la orilla…a todo lo que su ensueño despierta…el viento se lleva esa sinfonía para inspirar bellas poesías como estas donde hasta el reloj enmudece de tan sublimes versos… perdona la ausencia…mi cariño para ti …besos

    ResponderEliminar
  10. Aqui solo hay presencia, sin tiempo. Gracias por tu precioso comentario, el cariño y los besos con X de beatriz.
    Aulidos y besos de algas del altante

    ResponderEliminar